Follow by Email

lunes, 14 de abril de 2014

Yannick Nézet-Séguin, irrelevante en las 4 Sinfonías de Schumann

 
¿Creía usted que las Sinfonías de Schumann eran muy buenas? ¡Qué va! ¡Estaba usted equivocado!: escúcheselas a Nézet-Séguin, que es un director de orquesta superdotado (¡lo digo en serio!) y verá que no, que son obras menores: entretenidas, juguetonas, banales.

Yo fui de los primeros en escribir maravillas de este director canadiense nacido en 1975, que tan joven ha sido ya nombrado titular de una de las mejores orquestas del mundo, la de Filadelfia. Porque creo que las primeras cosas que le escuché (desde Romeo y Julieta de Gounod ¡a la Séptima de Bruckner!) lo merecían. Pero hace quizá tres años llegó a mí una “Heroica” que había hecho en los “Proms”, con instrumentos originales, y que me pareció horripilante. Desde entonces tengo la mosca detrás de la oreja, porque le he escuchado de todo, muy bueno y bastante malo. Ahora, para mí, ha desbarrado a tope en su grabación para D.G., con la Chamber Orchestra of Europe, de las cuatro Sinfonías de Schumann.

Con un contingente orquestal siempre más pequeño de lo debido, y de sonido delgado, con muy escasa cuerda grave, Nézet se apresta a desenmascarar esa opinión, que tanto ha costado conseguir, de que se trata de cuatro partituras dignas de admiración (empeño algo similar al de Chailly desmitificando las Sinfonías de Beethoven, ¡que tampoco son tan buenas como algunos grandes directores nos habían hecho creer, incluso comprobar!...). Rapidez constante, crispación, superficialidad, inconsistencia. Carácter lúdico que se extiende por casi todos los movimientos rápidos; nada de pasión o de tensión, ni lirismo de hondura, ni siquiera en el sublime Adagio espressivo (¡que quiere decir expresivo, Yannick!) de la Segunda. Al final de la Sinfonía le dieron cuerda al timbal, que suena fatal, por cierto.

Incluso la “Renana”, la menos mala de las cuatro versiones, resulta tener un Nicht schnell que es un poco ñoño; también la grandiosa ceremonia en la Catedral de Colonia del Feierlichsolemne!) queda reducida a misilla en una modesta ermita. Sólo corrientitas las trompas de la por lo demás buena orquesta (bueno, los violines se las ven y se las desean para articular el comienzo del finale de la Segunda al tempo que les pide la batuta). El ardoroso “Florestan” está totalmente desaparecido, pero tampoco se avista al soñador “Eusebius”.

En mi opinión, otra batuta de enorme talento malograda por la influencia de los malos directores (sí,lo sé, también hay alguno bueno) de instrumentos originales. Influencia que cada vez avanza hasta músicas más recientes. ¿Para cuándo un Brahms y un Bruckner con orquesta de cámara, a ser posible con un contrabajo, para que sea más transparente? ¿Y por qué no Mahler, Sibelius y Richard Strauss...?

Recapacitando, no hay quizá un solo ciclo sinfónico de Schumann formidable; para mí el que el más se acerca, pues está admirable en las cuatro, es el de Barenboim con la Staatskapelle Berlin (Warner 2003), con una Cuarta estratosférica, quizá la más genial desde Furtwängler/Fil. Berlín (D.G.). Pero son muy notables Kubelik/Fil. Berlín (D.G. 1964), Klemperer/Philharmonia (EMI 1966-1970, quien pincha en la Segunda pero está colosal en las otras tres), Karajan/Fil. Berlín (D.G. 1972), Barenboim/Sinf. Chicago (D.G. 1977), Kubelik/Radio Bávara (Sony 1979) y Sinopoli/Staatskapelle Dresden (D.G. 1995). Solti, Sawallisch o Muti me parece que no acertaron gran cosa en estas esquivas Sinfonías. ¿Algunas grandes versiones aisladas?: a primera vista, me acuerdo de la “Renana” de Haitink/Concertgebouw y Celibidache/Fil. Múnich o de las Cuartas de Böhm y Karajan con la Filarmónica de Viena (ambas D.G.)...



      





8 comentarios:

  1. ¿Y qué me dice de la Renana de Giulini en Deutsche? ¿No está entre sus versiones favoritas de Sinfonías de Schumann?. Raúl.

    ResponderEliminar
  2. Mire, Raúl: Giulini es uno de mis directores predilectos; sin embargo, su única Sinfonía de Schumann grabada, que yo sepa, que es la "Renana" tanto en EMI (Philharmonia) como en DG (Fil. de Los Ángeles), no me entusiasma en ninguno de los dos casos. Hay por ahí una más o menos pirata, filmada, con la Staatskapelle Berlin, de sus últimos años, que me parece mucho más interesante, aunque no deja de ser una versión atípica, extremadamente lenta a diferencia de las dos de estudio, que son más bien rapiditas.

    ResponderEliminar
  3. Veo que no cita a las de Szell.
    Tennstedt grabó una buena con la Filarmónica de Berlín en EMI. Ese movimiento solemne con las trompas es impresionante. No sé si sigue la partitura, sólo soy aficionado, pero hace cosas que no había oído.

    ResponderEliminar
  4. Hace tiempo que no escucho el ciclo de Szell, pero en mi recuerdo no me parecía formar parte de mis predilectos. En cuanto a "Renana" de Tennstedt, aunque no tengo el disco, creo que tiene razón: me pareció en su día excelente.

    ResponderEliminar
  5. La Segunda de Klemperer es... rara, muy rara. Pero creo que hay que escucharla.
    Su Cuarta tiene el primer movimiento más electrizante que he escuchado en disco.

    Celibidache tiene una estupenda Cuarta y Segunda, además de la Tercera.

    Voy a "echar un oído" a las de Barenboim, que no conozco.

    ResponderEliminar


  6. Schumann
    Symphonies 1-4
    Mahler Edition
    Gewandhausorchester
    Riccardo Chailly

    Hola Estimado Sr. Carrascosa Almazán:

    Ya que estoy en esta huella, le solicito por favor
    -obviamente sin apuro de mi parte- si usted ha
    escuchado este ciclo de las Sinfonías de Schumann
    y su opinión, al respecto.-

    Mi duda (en realidad mi desconocimiento) es si éstas,
    "arregladas" por Mahler, "suenan" muy diferentes
    a las que no hay intervención, de Don Gustavo...

    Muchas gracias, tenga Ud. un buen Domingo.-

    Saludo Cordial.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Jorge Luis:
      Después de mis experiencias con el Beethoven y el Brahms de Chailly, la verdad no he tenido muchas ganas de escuchar su ciclo Schumann (el Concierto con Argerich que vi en imágenes me gustó bien poco). De todos modos, pasada semana santa intentaré escucharlas y ya le podré decir. En cuanto a los retoques de Mahler, creo que son poca cosa, no fáciles de detectar.

      Eliminar
    2. Muchísimas gracias por su respuesta,
      llena de amabilidad y docencia.-

      Tengo el Ciclo del Mtro. Szell, el cual
      lleva "buena-prensa" pero a mí, no me
      termina de agradar por completo.-

      Reitero mi agradecimiento y mientras espero
      (sin apuro) su próxima opinión, con respecto a
      "Schumann Sinfonien"; buena semana santa.-

      Saludos desde Buenos Aires.-

      Eliminar